Publicidad

  • Polideportivo
    28 de Mayo de 2022 - 14:01

    Marcos Dreyer: “Es un gran desafío”

    El experimentado entrenador brasileño es el elegido para relevar a Pascual Saurín en el primer equipo tras una fantástica campaña al frente del filial y de la base del cuadro amarillo. Con las miniolimpilocas, Dreyer conquistó la Copa Princesa y logró una histórica clasificación para la Fase de Ascenso a la Liga Iberdrola

    “Para mí, asumir el reto de continuar con el trabajo de Pascual Saurín al frente del primer equipo es un gran desafío. Hay momentos donde uno se mueve por retos profesionales y este, sin duda, será muy importante. Siempre hay que saber valorar el trabajo de cada temporada, pero tengo la suerte de poder asumir un reto como este en el que vamos a poder pelear por conquistar nuevos títulos para el club».

    “Mi trabajo con la cantera durante el curso pasado se centró en la mejora de la técnica individual de cada jugadora. Empleábamos unos sistemas de juego más sencillos buscando una mejora a medio o largo plazo en la que no era tan importante el rendimiento a corto plazo. El primer equipo es diferente, porque la exigencia de un equipo aspirante a ganar títulos requiere un rendimiento más inmediato y para lo que contaremos con jugadoras de mucha calidad, debiendo progresar cada semana conviviendo con la necesidad de ganar cada partido”.

    “El Gran Canaria Urbaser está consolidado en la élite del voleibol y creo que nuestro objetivo debe de ser el de lograr que el equipo siga demostrando que es capaz de convivir con la presión, jugar finales y competir hasta el final por títulos”.

    “Cada entrenador tiene su propia visión particular del voleibol. Mi intención es que el equipo sea siempre agresivo en la pista, que merezca ganar con su juego cada partido y cada torneo en el que participe. Para mí, es fundamental que tanto las jugadoras como el cuerpo técnico se involucren en el proyecto y que demuestren la misma ilusión que tengo yo en este nuevo proyecto que arrancaremos en breve”.

    “Mi relación con la dirección técnica y deportiva es de respeto mutuo. Nos conocemos desde hace muchos años y lo cierto es que estamos consensuando cada una de las decisiones para que, entre todos, podamos conformar una plantilla equilibrada y competitiva para poder alcanzar los objetivos que desea el club”.

    “La Liga Iberdrola está creciendo mucho en los últimos años. Hay equipos que se han reforzado muy bien de cara a la próxima temporada como, por ejemplo, Menorca. El Haris seguro que mantendrá el nivel que le llevó la temporada pasada a ganar el doblete y a ser subcampeonas de la Challenge. Luego hay una serie de rivales que han conseguido mantener sus bloques y que van a ser muy peligrosos”.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad